Camino de Santiago vistas

Qué llevar al Camino de Santiago

This post is also available in: English

Si estás aquí es porque  ya has decidido hacer el Camino de Santiago. Para que puedas disfrutar al completo de esta experiencia es importante saber qué llevar en tu mochila. En este artículo encontrarás todo lo que no debes olvidar para hacer de este uno de los mejores viajes de tu vida.

El Camino de Santiago es la mezcla perfecta de aventura, diversión, gastronomía, historia, cultura y paisajes impresionantes. Esta ruta te mostrará que no siempre se trata del destino, sino del camino y de lo que vives a través de él. No sólo conocerás a otros peregrinos, también conocerás un poco más de la cultura de España y probablemente, te acabes descubriendo a ti también.

«Viajar es conocerse a sí mismo enfrentándose a nuevas experiencias».

Camino de Santiago vistas

Lo que no debes olvidar en el Camino de Santiago

A la hora de hacer la mochila, debes tener en cuenta la temporada del año en la que planeas ir. En primer lugar, aquí tienes lo que no debes olvidar vayas en la época del año que lo hagas:

  • Mochila: algo evidente. Nuestro consejo: consigue una con un panel solar para que puedas cargar tus aparatos electrónicos mientras caminas.
  • Mochila pequeña: Si has contratado un servicio de traslado de equipaje, te recomendamos llevar una mochila pequeña con tus efectos personales necesarios para el día a día.
  • Bastones de trekking: esto te facilitará la caminata (recomendamos conseguir bastones plegables para que puedas guardarlos fácilmente cuando no los necesites).
  • Linterna: es mejor que traigas una luz de cabeza (linterna sujeta a una correa para ponerla en tu cabeza) para que tus manos permanezcan libres para caminar.
  • Equipo de primeros auxilios: un simple equipo de primeros auxilios (tiritas, peróxido de hidrógeno, gasas, etc.) puede salvarte de cualquier susto durante el camino.
  • Botella de agua rellenable: preferiblemente una botella de 1L para mantenerte hidratado durante el viaje. Puedes rellenarla en los refugios y fuentes.
  • Bálsamo labial: si tienes pensado ir en verano, intenta llevarlo con protector solar.
  • Tapones para los oídos: a veces los alojamientos pueden ser un poco ruidosos y te vendrán bien.
  • Protector solar: aunque estés en el norte, el sol pega.
  • Una toalla de viaje de secado rápido: las toallas de micro fibra ocupan menos espacio.
  • Pañuelos de papel: siempre vienen bien.
  • Bálsamo de tigre: para ayudar con los dolores musculares después de largos días de caminata.

Camino de Santiago peregrinos

Documentos importantes

  • Pasaporte y DNI
  • Tarjetas de crédito: es mejor traer dos en caso de que haya problemas con una.
  • Dinero en efectivo: muchos alojamientos y paradas en el camino sólo aceptan pagos en efectivo.
  • Teléfono: con el cargador y una batería externa.

Esta documentación es importante que la lleves siempre contigo.

¿Qué ropa llevar al Camino de Santiago?

Como sabes, hay muchas rutas diferentes en el Camino de Santiago y dependiendo cuál hagas, atravesarás diferentes regiones, paisajes y por lo tanto climas. La temperatura varía según la estación del año (con máximas de 40ºC en verano y 0ºC en las noches de invierno) pero también a lo largo del día; puedes despertarte con un frío típico del norte de España y llegar a la tarde con un calor insoportable. Lo mejor es vestirse con capas para poder adaptarte. Además, ten en cuenta la lluvia, porque aunque sea verano, spoiler: en el norte llueve.

qué llevar al camino de santiago

Si vas en verano/primavera:

  • Sombrero o gorra para el sol
  • Gafas de sol
  • Camisetas transpirables: de secado rápido y cómodas para usarlas en el calor.
  • Camisa de manga larga: por si hace frío por la noche.
  • Pantalones cortos: o un par de pantalones con cremalleras alrededor de las rodillas que pueden convertirse en pantalones largos o cortos.
  • Ropa interior y calcetines: preferiblemente transpirables, calcetines antiampollas.
  • Chaqueta cortavientos o poncho: para protegerse del viento o la lluvia ocasional.
  • Traje de baño: en caso de que quieras darte un chapuzón en el camino.

Para invierno/otoño:

  • Guantes finos, sombrero y bufanda (si es necesario): lo agradecerás temprano por la mañana, y también por la noche.
  • Camiseta térmica y camiseta de algodón: para mantenerte caliente
  • Mallas térmicas: para mantenerte caliente y cómodo debajo de tus pantalones de senderismo.
  • Pantalones de excursión: un par es suficiente y no tienen que estar calientes, sólo impermeables (las mallas térmicas te mantendrán caliente).
  • Suéter grueso: para la noche y la noche
  • Ropa interior y calcetines: preferiblemente calcetines gruesos anti ampollas para mantener los pies calientes.
  • Poncho: contra las fuertes lluvias.

cosas que llevar al camino de santiago

Calzado:

  • Botas de senderismo: impermeables y con buen agarre: úsalas un mes antes de comenzar esta aventura para ir haciéndote a ellas.
  • Zapatillas ligeras: para usar después de las caminatas, cuando te relajes, explores los pueblos o vayas a un restaurante.
  • Chanclas: también para usar después de tus caminatas, para dejar que tus pies respiren.

Para organizar bien la mochila y que te quepa todo, aquí te dejamos unas recomendaciones de cómo preparar tu mochila de trekking.

¿Cúal es la mejor época del año para hacer el Camino de Santiago?

Una de las mejores épocas para hacer el Camino de Santiago es la primavera, porque no hace ni muchísimo calor, ni excesivo frío.

El verano también es una buena época, porque el día tiene más horas de luz y puedes aprovecharlo muchísimo más. Podrás hacer la caminata diaria con más calma y además, en esta zona de España el verano no es muy caluroso.

Camino de Santiago simbolo

Si te gusta disfrutar del paisaje, el otoño deja unas vistas impresionantes mientras que en invierno, se respira paz y tranquilidad porque hay menos gente en el camino. Aunque eso sí, ten en cuenta que hará más frío y más lluvias.

 

Cruz camino de Santiago

Itinerario y rutas

Existen muchííííísimas rutas diferentes y cada uno puede crear su propio itinerario. Si no quieres perderte nada y quieres disfrutar de cada rincón, puedes optar por el Camino de Santiago organizado.

Este tipo de «tours» no significa ir con guía, sigues gestionando tu propio tiempo, pero recibes mapas, perfiles de rutas, lugares de interés… Además, te incluyen los alojamientos, que también se agradece acabar el día y tener claro dónde dormir y descansar sin tener que rezarle al mismo Santiago Apóstol para no quedarte sin sitio en el albergue.

 

Prepararse para el Camino de Santiago a pie

Hay quienes constantemente realizan ejercicios y tienen una buena preparación física, otros por el contrario, tienen una vida más sedentaria. En ambos casos, deberás prepararte para hacer el Camino de Santiago y no morir en el intento.

Si no acostumbras a hacer ejercicio, es recomendable que comiences a caminar 3 meses antes durante 20 minutos dos o tres veces por semana e ir incrementando el tiempo hasta hacer 4 km en una hora. Ten en cuenta que durante el Camino, se caminan entre 15 y 20 km…hay que llegar preparado.

Si tienes una preparación física, también deberías entrenar un poco para hacer el Camino. Lo mejor es que camines entre 45 y 60 minutos diarios y vayas incrementando también el tiempo y la distancia.

 

Camino de Santiago via sacra

Servicios que encontrarás durante el Camino de Santiago

Hay cosas que vas a llevar de casa y que puedes llevar en la mochila como medicamentos. Sin embargo, seguro que acabas con las provisiones o se te olvida algo y necesitas parar a repostar. No te preocupes, no todas las aldeas y pueblos por los que pasarás disponen de todos los servicios, pero durante el Camino atravesarás distintas localidades que sí que lo hacen. Encontrarás cafeterías, farmacias, cajeros automáticos, restaurantes, supermercados, información turística y asistencia sanitaria.

Un dato que debes tener en cuenta, es que los lugares en los que hay más servicios suelen ser aquellos en los que se empieza y termina cada etapa. Es decir, donde pasarás la noche.

El equipaje a cuestas

Si caminar 20 km al día ya cuesta, imagínate cargando con una mochila en la que llevas tu vida durante una semana, o el tiempo que estés por el Camino. Lo más recomendable, o lo más cómodo, es contar con un servicio de traslado de equipaje. Te lo llevan de un albergue a otro durante el día para que cuando llegues lo tengas esperándote, y así en el recorrido solamente cargues con una mochila pequeña con solamente lo necesario.

 

Ahora que ya sabes todo lo que debes llevar al Camino de Santiago, toca ir entrenando para vivir la aventura y no llegar a la Catedral de Santiago con la lengua fuera. ¡Puedes con ello!

Una respuesta a “Qué llevar al Camino de Santiago”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.